Infraestructura: adaptar nuestros sistemas y servicios para sobrevivir al cambio climático

8 minute read

Actualizado el Fri Apr 30 2021

Podemos pensar en “infraestructura” como los sistemas y servicios físicos u organizacionales que constituyen una sociedad. Esto abarca todo, desde viajes y comunicación hasta la distribución de recursos básicos como el agua y la energía. Estas redes están estrechamente interconectadas, lo que significa que cualquier interrupción en un sistema repercutirá en otros. No podemos permitirnos perder estos servicios, así que vamos a explorar cómo podríamos adaptarlos al rápido cambio climático.

¿Cómo podemos construir una sociedad más resistente al cambio climático?

1. Diseño inteligente para el clima

Para empezar, necesitamos asegurarnos de que todos tengan acceso básico a la atención médica mediante la construcción de hospitales y clínicas donde más se necesitan. Por ejemplo, en zonas vulnerables a las inundaciones, como Bangladesh, algunas comunidades ahora utilizan 'hospitales flotantes'. También podemos adaptarnos reclutando más enfermeros y médicos y capacitándolos acerca de los riesgos sanitarios del cambio climático y cómo tratarlos.

Hospitales flotantes

El siguiente paso es utilizar ideas de diseño inteligente para el clima como elegir materiales de construcción que absorban y almacenen grandes cantidades de energía térmica para regular naturalmente las temperaturas interiores. El diseño inteligente para el clima también puede implicar tecnologías totalmente nuevas, tales como sombras de construcción externas, que se mueven en respuesta a la luz del sol o casas resistentes a los tifones, que pueden soportar velocidades de viento de hasta 180 km por hora.

2. Retroajuste

Para ahorrar tiempo y dinero, otra opción es actualizar la infraestructura que ya tenemos. Esto se llama reacondicionamiento. El reacondicionamiento puede ser tan sencillo como instalar sensores de calor o pintar nuestros techos, caminos y ferrocarriles blancos para reflejar la luz del sol. Si se hace correctamente, un techo blanco puede reflejar hasta el 80% de la energía del sol, en comparación con un 5-10% para un techo negro.

Diseño inteligente para el clima

En el capítulo anterior examinamos cómo será vital una gestión sostenible del agua si queremos adaptarnos a nuestro cambio climático. Mucho de esto se puede hacer adaptando nuestra red de suministro de agua existente; ¡simplemente arreglar tuberías de agua con fugas podría ayudar a prevenir la pérdida del 20-30% del agua tratada!

Arreglar tuberías con fugas

De hecho, renovar las infraestructuras podría cumplir un rol muy importante en nuestra salud. Por ejemplo, podemos limitar la propagación de enfermedades durante inundaciones si actualizamos nuestras defensas costeras y sistemas de alcantarillado para tratar el exceso de aguas pluviales.

3. Infraestructura verde

También podemos hacer nuestras ciudades más verdes creando más espacio para la naturaleza. Por ejemplo, características naturales, como estanques, parques y bosques pueden ayudar a las ciudades a hacer frente al cambio climático absorbiendo el exceso de aguas pluviales y reduciendo las temperaturas locales. Este tipo de soluciones se llaman infraestuctura verde, a diferencia de las soluciones hechas por el hombre o soluciones 'grises'.

Infraestructura verde

¿Por qué es útil la infrastructura verde?


La infraestructura verde también puede mejorar la salud de las personas. Por ejemplo, se ha demostrado que el aumento de la vida vegetal en las zonas urbanas reduce la tasa de mortalidad relacionada con el calor entre un 40 y 90% y que, además, está vinculado con una reducción de los niveles de estrés y con un mayor sentido de comunidad.

4. Soluciones basadas en la naturaleza

A mayor escala, los hábitats naturales pueden proporcionar opciones de adaptación más asequibles y a largo plazo.

¿Cómo protegen los hábitats costeros (los arrecifes de coral y manglares) de los desastres naturales?


Los hábitats costeros son un ejemplo brillante, ya que proporcionan una importante protección física contra desastres naturales al reducir la altura de las olas entre 35 y 71% en promedio. También absorben y almacenan carbono, previenen la intrusión del agua salada en las tierras de cultivo, y son el hogar de una rica variedad de plantas y animales. Por ejemplo, los beneficios de tener bosques de manglares sanos son diez veces mayores que los costos de mantenerlos y 2 a 5 veces más barato que las defensas costeras hechas por el hombre.

Beneficios de los manglares

Conclusión

Es importante recordar que distintos lugares experimentarán diferentes riesgos climáticos. Esto significa que no hay una hoja de ruta simple para construir ciudades resistentes al cambio climático. Sin embargo, es probable que necesitemos una combinación de soluciones 'verdes' y 'grises' para minimizar los riesgos climáticos relevantes a nivel local.

Capítulo siguiente